«Bienaventurada” es la tercera de tres canciones que exaltan a la Madre de Jesús. La artista colombiana presenta nueva canción y video musical para exaltar a María.

La cantautora Adri Duque sorprende con una nueva canción inspirada en la Virgen María, una mujer que hoy más que nunca continúa vigente como modelo de pureza, servicio y amor para la humanidad.


El tema “Bienaventurada” está dedicado a la Madre de Dios, aquella que fue capaz de decirle sí a Dios a pesar de las circunstancias para dar a luz al Salvador del mundo.

“Una noche en la que me encontraba orando y meditando en el Rosario, leía el primer capítulo del Evangelio de Lucas donde nos narra la Anunciación, y el Arcángel Gabriel le dice a María que es “Llena de gracia”.

Inmediatamente empecé a escribir y a narrar ese episodio en la vida de María. La canción empieza con la frase: ‘la Virgen pura orando está’”, señala Adri Duque.

Esta es la tercera canción de un homenaje a la Virgen, que inició con sencillos como «Gracias María» y «Ave María», letras todas compuestas por la artista que quieren agradecer y reconocer a la Madre de Dios.

«Desde la Cruz Jesús la entrega como madre a la humanidad para ser intercesora, esa abogada que siempre le hablará a su hijo de nosotros, quien siempre nos presentará como una ofrenda ante Él», dice.

Para Adri Duque, María seguirá siendo esa mamá de la humanidad admirada, recordada y respetada, así muchos no quieran aceptarla. Es el modelo para todos los hombres y mujeres de virtudes que los acercan más al Cielo. “María es una mujer dulce, prudente, silenciosa, servidora, maravillosa como ninguna”, apunta.

La cantante asegura que la humanidad entera es bienaventurada al ser herederos del Reino de Dios e hijos de la «Bienaventurada Virgen María», ella que no se queda con nada, que es donación total y servicio, una madre que todo lo entrega, incluso su propia vida para hacer realidad el misterio de la Salvación.

“Yo de María admiro su fe inagotable, y quisiera también tenerla; su humildad es única y también quisiera imitarla en eso, pero como seres humanos nos cuesta mucho. Es una mujer que sirve, es donación total, y ese es el camino de la felicidad. María es un ramillete de virtudes, las tiene todas”, afirma Adri Duque.

Junto con la canción, la cantautora hace también el lanzamiento de un video en el que recrea el momento en el que compuso la canción en la intimidad de su habitación. “Es un video que nos permite reflexionar en calma. Para mí, “Bienaventurada» es una canción ideal para todo momento del día. La escucho al comienzo en la mañana porque nos da la comprensión de que todo se puede en la vida cuando nos ponemos en las manos de Dios; es una canción para tranquilizarnos en situaciones difíciles porque recordamos a esa mujer (María) que enfrentó circunstancias desafiantes; es también una canción para la noche porque nos da calma y su musicalización es tranquila para relajarnos al despedir el día con gratitud”, comenta Adri Duque.

Para ella, María como mujer siempre será la mujer joven y estará vigente, es atemporal, no pasa de moda y no se olvida porque la recordaremos justo en esa escena de la Anunciación cuando tomó la decisión de cambiar la historia de la humanidad para siempre.