GITANO CENTENNIAL: camino hacia el primer disco, Axel Fiks se pone en la piel de Sandro para presentar GOMA, su nuevo single.

Axel Fiks lanza GOMA, el segundo single de lo que será su primer trabajo discográfico, y con él, el Gitano Centennial se envuelve al extremo en el beboteo sandrezco para despacharse con una letra digna de chape.

El video es la continuación de “Vengan a casa hoy”, la canción que lanzó a fines de junio, donde Axel Fiks, el Niño Amor de la nueva generación de músicxs, es secuestrado y despierta en una habitación, una especie de santuario nostálgico de los 70 que pide, a fuerza de estampitas, masas y rosarios, centennializar al entrañable Sandro de América.

GOMA es la antítesis emocional de “Vengan a casa hoy”. “En Vengan a casa hoy”, Axel está desorientado y pide a sus amigos que vayan a su casa, en un grito desesperado por encontrar un universo que lo cobije. En GOMA, los miedos pasaron y lo cachondo corre por las venas en el transcurso de todo el tema.

“Te voy a escribir lo que siento por vos aunque me hagas bullying por goma”, confiesa Axel, y marca a fuego las señales que claramente identificarán su ópera prima discográfica que saldrá a las esferas públicas en septiembre de este año.

¿QUIÉN ES AXEL FIKS?
Niño amor, Gitano Centennial. Con tan sólo 23 años, Axel Fiks es un músico incasillable: en sus fibras melómanas corre el jazz, sin embargo sus canciones desfilan por el fogón, los sonidos de amor (y de desamor), las melodías acústicas, lo soulero, lo pop y hasta el beatmaking (uno de los temas más escuchados fue Bizarrap Music Session ft. Paco Amoroso).

Influenciado particularmente por el indie, el jazz y el hip hop, lanza en 2018 un Mixtape, una suerte de primer disco experimental que terminó siendo eso: un experimento, una prueba piloto, una puerta de entrada donde convergieron distintos estilos musicales, mezclando sus composiciones instrumentales con sonidos electrónicos y samples.

Axel Fiks es un artista 360º: compone, produce, escribe y canta sus canciones, concluyendo en poemas melosos y centennials que muestran una clara inspiración cortazariana y un juego constante con la experimentación musical.