Cómo los hackers utilizan la tecnología en diversas estrategias de phishing e ingeniería social

Si hablamos de Inteligencia Artificial (IA) podemos apreciar que los avances que se están logrando son cada vez más sorprendentes.

A través de su implementación, las empresas pueden proporcionar valor a sus servicios, automatizar tareas complejas y mejorar día tras día en su interacción con los clientes.
Sin embargo, se debe tener en cuenta que la IA es una herramienta y como tal el resultado de su aplicación se basa en el uso.

A partir del uso malicioso de IA surgen nuevas amenazas, algunas como actos inofensivos, otras son actividades delictivas, como por ejemplo, sistemas que simulan ser humanos para saltarse mecanismos o chatbots falsos que solicitan el ingreso de información sensible.

Las amenazas de los chatbots dirigidos por IA están contempladas como una de las Predicciones de la Industria de Seguridad de la Información que el equipo de investigación de WatchGuard desarrolló basadas en el análisis de seguridad y tendencias de amenazas ocurridos durante el 2018.

«Los delincuentes cibernéticos continúan modificando el panorama de amenazas a medida que actualizan sus tácticas e intensifican sus ataques contra empresas, gobiernos e incluso la infraestructura de Internet», dijo Corey Nachreiner, Director de Tecnología de WatchGuard Technologies.