Reviví un juguete único con Oh My Chalk!, pintura a la tiza.

Metal, cuerina, goma… nada se interpone en el camino a la renovación con las pinturas a la tiza OhMyChalk! En esta oportunidad, con la sugerencia de recuperar un cuatriciclo a pedal para que tus hijos descubran el poder de la libertad haciendo suyas las veredas de tu barrio. Los pasos a seguir son sencillos.

Para comenzar, debemos asegurarnos de eliminar imperfecciones de la pintura previa fijándonos especialmente en eliminar, si hubiera, áreas oxidadas. En estos casos es necesario lijar y limpiar. Lo ideal es darle una mano de convertidor de óxido en todo el cuadro, y dos manos donde hubiese óxido. En caso de no presentar óxido, podemos darle una mano de antióxido para prevenir. Entre mano y mano, dejá secar 24 horas más allá de que al tacto esté seco.

Luego aplicamos tres manos del color de tu elección. En el caso de las imágenes, el color elegido fue el Mandarino (se utilizó 1/4 de envase de la presentación de 210cc).

Preferentemente, dejá secar 24 horas entre mano y mano porque se trata de una superficie no porosa. Para proteger la superficie pintada, cubrimos con tres manos de laca al agua OhMyChalk!

Para la superficie de cuerina y de goma del manubrio y del asiento, mezclamos pintura a la tiza con laca al agua en partes iguales. Nuevamente, en el caso de las imágenes, el color elegido fue el Sky pero podés combinar a tu gusto. La laca le otorga eslasticidad y protección a la pintura. ¿Cantidad de manos? Tres.

Para el detalle de la estrella, podés elegir cualquier modelo en internet, imprimirlo y calcarlo con papel carbónico sobre la superficie del cuatriciclo. Luego, podés pintarlo con marcador indeleble 400, de Edding.

Recordá que podés pintar con pincel ayudándote con rodillo tipo epoxy sin apretar. Asimismo, podés aplicar una lijada suave entre mano y mano, como acariciando la superficie, para alisar. Y tené en cuenta siempre respetar los tiempos de secado.

Acerca de Oh MyChalk! – www.ohmychalk.com
Una de las últimas novedades en pintura decorativa es la pintura de tiza. La empresa Oh MyChalk! Comercializa estas pinturas en dos presentaciones, de 110 y 210 cc, y en más de 40 colores.
Se trata de una pintura al agua, en base a polímeros, con acabado mate y terso. Es muy fácil de usar ya que es súper cubritiva, para la que no hace falta preparación previa de la pieza, bases, ni imprimantes. Sólo asegurarse de que la superficie esté limpia y desengrasada. Apta para todas las superficies (madera, metales, vidrio, plástico, telas,melamina, cuero, etc.). Es ideal para decoración y restauración de muebles. Al ser una pintura tan versátil permite mezclar los colores entre sí para generar nuevos tonos.
Oh MyChalk! también produce pintura de tiza metalizada y pintura de tiza pizarrón.