Taller de lectura online de escritoras argentinas.

Encuentros literarios con la lectura de autoras/es de todo el país, que se realizan los días jueves a través de la modalidad de videollamada. Se contará con la participación especial de la escritora jujeña Lola Castro Olivera.

Jueves 2 de julio, a las 19
Inscripción: lamemoria.ddhhcultura@gmail.com

Acerca de la Lola Castro Olivera
Nació en Jujuy, en 1985. Es poeta, actriz, narradora oral. Inició su camino de profesionalización en poesía de la mano del maestro Javier Adúriz en el año 2010. A su lado escribió su primer libro de poemas: “Crímenes, risas y crímenes”, Ed. del Dock, 2011. Fue invitada oficial en varios festivales, programas institucionales y ciclos como poeta y como actriz, tendiendo también puentes entre ambas disciplinas. Ha participado como tallerista de escrituras y teatro en varios programas estatales de su provincia. Se ha dedicado en forma particular a la corrección de libros, a la docencia, al periodismo y a la gestión cultural. En 2016 publicó “Casa triste euforia”, con misma editorial, y ha sido publicada en varias antologías y revistas culturales de su provincia y de Latinoamérica. Actualmente reside en La Quiaca, Jujuy.

Acerca de la Dirección de Derechos Humanos en Cultura
Dependiente de la Dirección Nacional de Diversidad y Cultura Comunitaria de la Secretaría de Gestión Culutral del Ministerio de Cultura de la Nación, se creó teniendo en cuenta que los derechos humanos son derechos inherentes a todos los seres humanos, sin distinción alguna de raza, sexo, nacionalidad, origen étnico, lengua, religión o cualquier otra condición. Tiene como objetivo el desarrollo, fomento y difusión de los derechos humanos en el campo de las políticas culturales, propiciando el protagonismo de los colectivos de la diversidad cultural a través del diálogo intercultural con criterio federal y perspectiva de género.
La DDDHHC tiene como responsabilidades contribuir con el intercambio de pensamientos y buenas prácticas en materia de memoria, verdad y justicia desde la perspectiva de género en la región; fomentar acciones de reconocimiento, visibilidad y desarrollo de los colectivos contemplados en la Convención de la Diversidad Cultural; organizar acciones que impulsen el protagonismo de les portadores de identidades culturales en sus territorios y contribuir con la deconstrucción de los estereotipos de género.