El trabajo de Fundación Dignamente en la provincia de Santiago del Estero por la primera infancia no se discontinúa a pesar del COVID-19.

Conocer el trabajo que este equipo realiza por la primera infancia en contextos de alta vulnerabilidad social, pese a las adversidades que día a día se le presentan, sumado al coronavirus, no merecen ser llamado con otro nombre que no sea el de “héroes en pandemia”.

Son médicos, nutricionistas, acompañantes familiares, especialistas en desarrollo infantil, educadoras y trabajadoras sociales que se ponen la chaqueta para salir al territorio. Tienen una convicción marcada a fuego: si las mamás con sus bebés no pueden asistir todas juntas a los Centros de Nutrición por el distanciamiento social, el equipo deberá atender de manera personalizada a cada uno.

“La recuperación nutricional de cada niño debe continuar a pesar del distanciamiento social. El período crítico del desarrollo en la primera infancia no se toma cuarentena”, arengan a su equipo Sol Scheurer y Heriberto Roccia, directores de Fundación Dignamente.

Esto sólo se logra con una aptitud, se llama convicción. Es aquella que moviliza hasta lo más profundo a cada integrante del equipo de Dignamente. Se entrenan para eso. No les resultan ajenas las palabras de sus directores.
Son trabajadores esenciales, y así lo demuestran con un trabajo en equipo digno de imitar ya que llevan adelante la obra junto con el Gobierno provincial, la Subsecretaría de Niñez, el Obispado de Añatuya y sus parroquias, hospitales, empresarios y cientos de personas que se involucran en la obra, conmovidos por garantizar que los primeros días de vida de cada niño y niña santiagueña que sufre la vulnerabilidad social, pueda revertirlo a través de su desarrollo nutricional, psicoafectivo y social.

Barbijos, guantes, chaquetas, desinfectantes, material descartable, balanzas digitales, tallímetros, cintas cefálicas, leches de fórmula infantil fortificadas, hierro y zinc, son algunos de los insumos y equipamiento que utilizan.

Han rediseñado todos sus protocolos de intervención logrando que el 100% de los niños continúen sus tratamientos no sólo nutricionales sino, además, han elaborado manuales de estimulación infantil para que cada hogar pueda transcurrir la cuarentena promoviendo el desarrollo psicoafectivo y cognitivo de los niños en programa.
En esta oportunidad, los “Héroes en pandemia” también necesitan de la ayuda de todos nosotros para adquirir equipamiento de protección que les permita atender a más niños con la seguridad de los protocolos. La ecuación es simple, mientras más personas e instituciones se suman, más niños atendidos a tiempo y recuperados.
Para ser parte de la obra de ingresa a www.dignamente.org y hace tu donación.

Acerca de Fundación Dignamente
Fundación Dignamente trabaja en la prevención y tratamiento de la desnutrición infantil y promoción humana, mediante Centros de Nutrición Infantil donde son atendidas mamás embarazadas y niños menores a 4 años en condiciones de vulnerabilidad extrema. Centra su accionar en tres pilares: la investigación, la docencia y la asistencia médica.
Cuenta con Centros en las comunidades de Quimilí, Weisburd, Tintina y Campo Gallo, llevando adelante también una metodología de Acompañamiento Familiar en Seguridad Alimentaria y Nutricional en cada uno de los 600 hogares que acompañan.
Por más información, visite www.dignamente.org