Su objetivo es enaltecer la industria musical a partir de la profesionalización de los artistas, entendiendo que el talento, acompañado de una óptica empresarial, es el camino.

Nicolás López es un amante de la música, un ser humano soñador, familiar, responsable, ético, con don de gente y fanático de las personas que hacen lo correcto por encima de sus beneficios personales. Su conexión con la música llegó desde muy pequeño gracias a su padre, quien coleccionaba acetatos y le inculcó indirectamente su amor por las canciones y los sonidos.

En su adolescencia tocó guitarra de manera empírica, hizo parte de un par de bandas, pero una situación familiar cambió el rumbo de su conexión con la música y lo llevó por otro camino que con el tiempo se convirtió en su mundo y su propósito de vida.

«Con la muerte de mi padre nos vimos obligados como familia a cambiar muchas de las ideas que teníamos. Desde ese momento, y sin querer desligarme de la música, empecé a ser el puente entre los artistas y los empresarios dedicados a la producción de eventos», comenta.

Por tal razón, en el año 2002 fundó en Bucaramanga Storm Blaze Entertainment, una organización especializada en el manejo de artistas y giras en diferentes partes del mundo con el fin de visibilizar artistas independientes en un mercado tan competido como la industria musical.

«El propósito de Storm Blaze Entertainment siempre ha sido enaltecer la industria musical a partir de la profesionalización de sus artistas, entendiendo que el talento, acompañado de una óptica empresarial, es el camino», agrega.

Los objetivos de su proyecto están centrados en fortalecer la carrera de los artistas enfocando su trabajo de manera profesional bajo los parámetros que dicte el mercado, desarrollar cronogramas de trabajo en el marco del conocimiento del mercado nacional e internacional, perfeccionar la marca personal de los artistas como parte fundamental del crecimiento y desarrollo de su profesión en la industria, y crear estrategias de mercado que generen competitividad y vayan ligadas a los cambios acelerados que genera la industria musical.

La agencia de Nicolás ha contribuido a más de 100 giras nacionales e internacionales y ha puesto su conocimiento y experiencia al servicio de artistas de diversos géneros musicales como reggaetón, música urbana, pop, vallenato, rock y metal; además de otras expresiones culturales como el humor.

Storm Blaze Entertainment, con presencia en Colombia, ha tenido sedes en Finlandia, Taiwán, Reino Unido, España, Países Bajos, Estados Unidos, Canadá, Brasil, México y Venezuela. La agencia trabaja en cuatro pilares indispensables en el crecimiento de los artistas en la industria musical: Management, Booking, Promotion y Training.

«El mayor flagelo que sufren los artistas emergentes en proceso de crecimiento o independientes es el desconocimiento de la industria, nuestra forma de operar y las capacitaciones que brindamos han generado cambios en la vida de muchos artistas alrededor del mundo», enfatiza.

Dentro de los planes de Storm Blaze Entertainment para este primer semestre del año es seguir apoyando y capacitando los procesos de los artistas para su crecimiento profesional y seguir trabajando por la industria del entretenimiento en la medida en la que la pandemia lo permita.

Grupos como Rata Blanca, Kraken, Koyi K Utho, Kronos, Nepentes, In Flames, Velandia y La Tigra son algunos de los artistas que han confiado en Nicolás López y su proyecto de vida.

Diferentes premios y reconocimientos como Mejor Manager Latinoamericano 2015 en los Premios Mitomanía (España), Mejor Manager de Colombia 2014 en los Premios Subterránica (Colombia) y nominado a Personaje de la Década del Rock 2016 en los Premios Subterránica sustentan la seriedad, el compromiso y el éxito de su emprendimiento en pro de la industria musical.