Pommez Internacional presenta su primera Anti-Sesión pandémica, en vivo en una ex-fábrica de Villa Luzuriaga, partido de La Matanza de la Provincia de Buenos Aires.

La locación de la -devenida depósito de máquinas tragamonedas- no podría ser más adecuada para esta performance decadente de corazón tanguero y modales industriales. Acompañados por el Quinteto Infernal, prepárense para el rugido del saxo barítono de Sofía Salvo, los alaridos fantasmales de Ana Espil y el estruendo percusivo de Hernán Ballotta, acompañando a Juan Ibarlucía y Cruz en este ceremonia pagana para la posteridad.

Infierno Porteño es un largo poema de amor y odio para la Argentina de la crisis eterna. La Anti Sesión es una ofrenda sacrificial en sus antiguos templos: Las fábricas del conurbano, alguna vez escenarios de vigor y trabajo, reclamadas hoy por la naturaleza y la patria financiera.

Ficha Técnica:
Anti Sesión es una producción de Sesiones en La Fábrica
Anti Sesión cuenta con el apoyo de Sesiones en el Xirgu
Infierno Porteño es posible gracias al Fomento Nacional del Instituto Nacional de la Música

POMMEZ INTERNACIONAL en Anti Sesión
Juan Ibarlucía / Ignacio Cruz
Hernán Ballotta / Sofía Salvo / An Espil
Idea, dirección y realización por Sesiones en la Fábrica
Producción General: Emiliano Delorenzi
Dirección de Fotografía: Fernanda Montilengo
Steadycam: Joaquin Silvatici
Asistente Steadycam: Leandro Lamaison
Gaffer: Orlando Quintanilla De La Torre
Eléctrica: Julieta Maccarino
Corrección de color: Joaquín Ignacio Brito

Grabación de sonido: Agustín Lemme
Asistente de grabación de sonido: Lucas Castelnovo
Mezcla y Mastering: Santiago de Simone en 7amMixing

Diseño gráfico Sesiones en la Fábrica: Amélie Clicquot
Diseño gráfico Pommez Internacional: Martin Canal
Diseño gráfico placas: Jael Diaz Vila
Vestuario: Tebas
Agradecimientos: Miguel Ángel Delorenzi, Carlos Dinapoli, la gente de la fábrica, Carla Chmiel

Más información sobre los Pommez Internacional:
Pommez Internacional es un proyecto musical fundado en Bs As en 2010 e integrado por Juan Ibarlucía & Cruz. Su música, alguna vez definida como “el sonido de dos autos chocando a 130 km por hora” (Clarín), captura en forma plena la experiencia de vivir en una metrópolis latinoamericana: “Demandante y dramática, siempre a punto de estallar” (Página 12).
Sus canciones – aguafuertes posmodernas habitadas por bandidos urbanos y diosas yorubas – les han valido un lugar de reconocimiento en el panorama internacional. Han desarrollado una carrera que comprende 4 discos, varios singles y numerosos recitales en salas de concierto y festivales de Latinoamérica, España y EEUU. En 2020 verá la luz la segunda parte de la cuarta placa del grupo “Infierno Porteño”, un disco que promete ser, en sus propias palabras, “Una comedia negra sobre el apocalipsis mental argentino”, revalidando al grupo como uno de los actos más desafiantes y provocativos de la nueva música latinoamericana.