“Pantalón Pisado” es la tercera canción que presenta Santiago Moraes en lo que va de 2020, luego de haber estrenado “Hace bastante”, grabado de forma casera junto a su banda durante la cuarentena, y “Mi Sangre”, estrenada en junio de 2020.

Entre ruidos de sirenas, motos y trenes, Santiago construye un relato callejero sucio y detallista, siguiendo la línea de grandes canciones suyas. El ritmo blusero sigue el paso de los protagonistas y las guitarras afiladas crean un ambiente cargado de tensión urbana.

La canción fue registrada en vivo en el estudio Buya a finales del año pasado como una primera aproximación a lo que sería una grabación más formal durante 2020, pero tras el decreto de la cuarentena obligatoria, Santiago se puso a trabajar directamente con el material en su casa donde lo editó y le añadió sonidos callejeros. El trabajo de mezcla estuvo a cargo de Maxi Leiva y el máster fue hecho por Mario Breuer. “El arte de tapa es del gran artista Gonzalo Zarba. Me pidió que le mande una foto de mis zapatos y se puso a dibujar”, detalla Santiago.

Ficha Técnica:
Grabado
en BUYA en Agosto 2019 Edición y Mezcla: Maxi Leivas (La Aldea) y Santiago Moraes
Master: Mario Breuer
Arte de tapa: Gonzalo Zarba
Santiago Moraes & Transeúntes son:
Santiago Moraes (voz y guitarra eléctrica), Sol Bassa (guitarra eléctrica), Luciano Pogliano (bajo), Anahí Fabiani (teclados), Francisco Paz (batería) y Fer Barrey (congas).

Mas información sobre Santiago Moraes & Transeúntes:
Las canciones de Santiago Moraes emergen desde un lugar intermedio entre Tom Waits y Roberto Arlt, entre Lou Reed y Eduardo Mateo, entre Charles Bukowski y Manal. Un punto del del mapa porteño donde se cruza el blues, las suciedad callejera, las crónicas urbanas, la melancolía rioplatense y el lenguaje de bodegón.

“Transeúntes” es su nuevo proyecto tras la desvinculación de Los Espíritus. Acompañado por una banda estable integrada por Sol Bassa (guitarra eléctrica), Luciano Pogliano (bajo), Anahí Fabiani (teclados), Francisco Paz (batería) y Fer Barrey (congas), en septiembre de 2019 lanzó el primer álbum de esta nueva etapa. Es su tercer material solista, después del álbum casero “Las canciones de Santi”, de 2012, y el EP “Los boliches”, de 2016, ambos publicados en paralelo a su trabajo en Los Espíritus.

Grabado en Estudios ION, «Transeúntes» incluye diez canciones nuevas, con guiños a Fernando Cabrera, JJ Cale y una pieza inspirada en la novela «El cielo con las manos», del escritor chaqueño Mempo Giardinelli. El álbum registrado en 2019 reúne distintos períodos de la vida de Santiago: algunos temas que tenía guardado desde 2011 como “La Floresta”, “Te cambié por una guitarra”, “Todo esto es mío” y “Bolsas de papel”; otros fueron compuestos en los últimos años, mientras tocaba en Los Espíritus, y que iban a formar parte de un disco de la banda que quedó inédito (“El bus”, “La vida normal”). La lista se completa con canciones compuestas en el último año como “Carcamo”, “7 menos 10” y “Agustina”.

Explica Santiago: “Elegimos las canciones con la idea de que sea variado. Tengo tendencia a componer canciones un poco tristes, oscuras o emocionales, y entonces esas se van acumulando. Pero tratamos de hacer un equilibrio entre temas lentos y otros un poco más alegres”.

En “Transeúntes” despliega su estilo más fiel a través de un combo de blues embarrado y folk rioplatense. Como sugiere el nombre del proyecto, logra capturar el pulso barrial de la Ciudad de Buenos Aires. Sus letras están formadas por un lenguaje cotidiano, melancolía callejera, viñetas de la vida urbana y personajes marginales, como si fueran pequeñas crónicas escritas desde la mesa de un bodegón porteño. “Antes de hacer canciones me gustaba salir a sacar fotos o a dibujar las cosas que veía por la calle. Me gustan mucho las canciones que retratan determinada cosa”, señala el músico. En este mismo sentido, el sonido del disco mantiene cierta suciedad, al estilo de las calles porteñas. “Me gustan mucho los discos de Tom Waits, donde lo esencial no es la limpieza del sonido sino la textura”, destaca.

Santiago Moraes Trinidad nació en Buenos Aires en 1982 y tuvo su primera guitarra a los 17 años. Aprendió inglés traduciendo letras de Pink Floyd y Nirvana, y pronto se hizo fanático de una sagrada trilogía integrada por Tom Waits, Lou Reed y Bob Dylan. Al mismo tiempo, empezó a escuchar viejas grabaciones de Pescado Rabioso y Charly García. También desarrolló talento y creatividad en otras disciplinas artísticas como la escritura de ficción, la pintura y el dibujo.

Santiago Moraes & Transeúntes son:
Santiago Moraes (voz y guitarra eléctrica),
Sol Bassa (guitarra eléctrica),
Luciano Pogliano (bajo),
Anahí Fabiani (teclados),
Francisco Paz (batería),
Fer Barrey (congas),